CONAF Llama a Agricultores de la Región a Tomar Medidas Preventivas.

42

La Corporación Nacional Forestal (CONAF) Los Ríos hace un llamado a las y los agricultores de la región, a dueños de predios, fundos y trabajadores de dichos lugares, a aumentar conductas básicas de prevención para evitar incendios forestales. Entre las recomendaciones para una silvicultura preventiva están la eliminación de desechos vegetacionales, el correcto cuidado de herramientas y mantener en sus tractores y maquinarias, bombas de espalda con agua disponible para atender un posible inicio de incendio.

“Los incendios forestales no sólo afectan la superficie forestal, sino que también la agrícola. Por tal razón, desde CONAF Los Ríos, enviamos un mensaje a los agricultores que se encuentran en los campos de la región, para que tomen medidas preventivas cuando estén trabajando, que tengan algunos elementos de resguardo, como portar agua por si hubiese algún inicio de incendio o foco pequeño, así nos ayudan mientras nosotros llegamos a controlar el siniestro. Cuiden sus cultivos, cuiden sus maquinarias y siempre tengan presente el número 130, para que podamos acudir lo antes posible a una emergencia” sostiene Oscar  Droguett, director regional de CONAF Los Ríos.

Junto a las recomendaciones, el jefe regional de CONAF recuerda que el calendario de quemas continúa cerrado hasta mediados de marzo, por lo que “toda eliminación de combustible vegetal a través del fuego es ilegal y las personas se ven expuestas a multas, según sea el daño”.

Situación regional de incendios forestales.

De acuerdo a lo informado por el Departamento de Protección contra Incendios Forestales, a través de su Central de Coordinación y Despacho Lingue 1, se informa que, a la fecha, se registran 84 incendios forestales, los que han afectado una superficie de 172,57 hectáreas. De los siniestros actuales, 64 son de la Provincia de Valdivia y 20 de la Provincia del Ranco, afectando 112,60 hectáreas y 59.97 hectáreas, respectivamente.

Cabe señalar que en el mismo periodo del año anterior se registraban 70 incendios forestales y 101,66 hectáreas consumidas.